Tipos de oficina virtual: cuál se adapta mejor a tus necesidades

Tipos de oficina virtual

A diferencia de los empresarios con más tiempo dentro del mundo de los negocios, los emprendedores tenemos a nuestro favor una virtud que pareciera más bien una desventaja: una trayectoria corta.

Estar casi en pañales o dando los primeros pasos en la gestión y el desarrollo de una empresa, nos permite tomar decisiones más arriesgadas en cuanto a los perfiles del personal que contratamos y experimentar con otras metodologías de trabajo, como pueden ser las oficinas virtuales, el coworking y el home office. Pues tenemos, realmente, muy poco que arriesgar.

Si tú como yo, estás lleno de dudas respecto a cómo hacer crecer tu negocio sin que te cueste una fortuna, te conviene saber más sobre el abanico de posibilidades que los nuevos espacios inmobiliarios y corporativos pueden ofrecerte.

No te cierres de mente y echa a andar tus ideas. Olvídate de las aburridas y costosas oficinas convencionales.
Seguramente has escuchado acerca de las oficinas virtuales, pues se están convirtiendo en una de las opciones preferidas para quienes recién están emprendiendo y no cuentan con capital suficiente para invertir en la renta anual de unas oficinas más tradicionales, así como comprar muebles corporativos y otros insumos, que resultan indispensables para los colaboradores de una empresa.

Te puede interesar: Oficina virtual, ¿qué es y cómo funciona?

Sin embargo… ¿sabías que hay diferentes tipos de oficina virtual? 

La elección de una oficina virtual, para continuar el trabajo remoto y reducir gastos en lo que crece tu negocio, no debe tomarse tan a la ligera. Pues podrías contratar los servicios de un tipo de oficina virtual que tal vez no vaya con tus metas empresariales, el mensaje de tu corporativo y los clientes potenciales a los que quieres llegar.

Por eso, te invitamos a que sigas leyendo y te informes mejor acerca de las opciones que tienes para elegir y seguir expandiendo tu empresa.

Tipos de oficina virtual

Los tipos de oficina virtual que te presentamos aquí se diferencian el uno del otro, según el tipo de negocio que tengas y los servicios que contrates, como es el caso de aquellos que solo requieren de un domicilio fiscal o recibir paquetería.

1. Oficina Virtual CON TODOS LOS SERVICIOS

(Atención telefónica, recepción de correo y paquetería, horas de uso de oficina, etc.)

Tienes un personal a tu disposición en un horario de oficina, dentro de un espacio fijo, para contestar todas las llamadas que hagan a tu empresa, ya sea para atender dudas, dar informes, servicio al cliente y pasar recados.

Los contratiempos que puedes evitar, podría ser que si actualmente tienes tu oficina en casa, que no se conteste el teléfono o peor todavía, que alguien lo haga y sea uno de tus hijos. No pongas en riesgo la imagen profesional de tu empresa por una llamada mal atendida a uno de tus clientes.

Tal vez como a muchos emprendedores te ha pasado que, al principio, tienes tu oficina dentro de tu casa y a veces es difícil recibir paquetería, porque no están ni tu familia ni tú para recibirlos cuando llega. Además, a menudo este tipo de mensajería tiende a atrasarse o no avisar con suficiente tiempo, lo que genera caos y mucho estrés.

Es un problema porque no puedes darte el lujo de contratar personal que esté presente en esos horarios para recibir los encargos para tus lociones, ropa, juguetes o todos esos productos que produces y comercializas. Ni tampoco cuentas con un espacio idóneo para completar la recepción del envío.

2. Oficina Virtual con Domicilio Fiscal

Para darte a conocer como una empresa formal tener un domicilio fiscal es imprescindible. No solo estás evitando parecer una empresa fantasma o negocio fraudulento que genere desconfianza entre los clientes, también estás manteniendo todo tu trabajo dentro de la legalidad de lo que solicita el gobierno.

Piénsalo, es mejor evitar rodeos con hacienda si tienes un domicilio fiscal.

Asimismo, puedes generar facturas con el domicilio fiscal que te proporciona la oficina virtual y, al estar dado de alta en hacienda, tus colaboradores pueden encontrarse asegurados en salud, generar puntos para vivienda y otro tipo de derechos como trabajadores.

La oficina virtual con domicilio fiscal no es cualquier servicio, especialmente si eres un emprendedor y quieres acceder a concursos de fondos públicos y privados o incubadoras donde, en ocasiones, te piden estar registrado en hacienda.

Te puede interesar: 10 beneficios de contratar Virtu-Office para tu empresa

3. Oficina Virtual con Atención Telefónica

Este tipo de oficina virtual es muy parecida a la oficina virtual que cuenta con recepción de correo y paquetería. Tienes un personal a tu disposición en un horario de oficina, dentro de un espacio fijo, para contestar todas las llamadas que hagan a tu empresa, ya sea para atender dudas, dar informes, servicio al cliente y pasar recados.

Más se tiene una línea especializada y personalizada para su contestación automática y con direccionamiento selectivo.

4. Oficinas de Espacios Físicos

Este tipo de oficinas virtuales son las más solicitadas debido a que los emprendedores pueden realizar reuniones de trabajo con sus colaboradores o de negocios con los clientes en una sala de juntas como si estuviéramos en una oficina convencional.

También, cuenta con espacios para trabajo de oficina como escritorios y sillas para hacer tareas de oficina.

Ahora que ya conoces los diferentes tipos de oficina virtual que existen, puedes elegir la clase que mejor vaya con los intereses, expectativas y metas de tu empresa. Puedes solicitar mayores informes con alguno de nuestros asesores.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *